Badiraguato es el segundo municipio más grande geográficamente de Sinaloa y se localiza a tan sólo 80 kilómetros de Culiacán. En su extensión recoge lo mejor del valle y la Sierra Madre Occidental para aderezarlo con la hospitalidad típica de sus habitantes.

Gracias a sus numerosos parques y jardines, así como a las piezas arquitectónicas de gran valor patrimonial albergadas en el Centro Histórico, pasear por las calles de Badiraguato es una deleitosa experiencia visual para propios y extraños. La Casa de la Cultura “Héctor R. Olea”, la iglesia de San Juan Bautista y el Auditorio Municipal “Héctor Castro Abitia” son parte de sus edificios más emblemáticos.

En la región de los altos de este municipio se localiza Surutato, comunidad famosa junto con sus vecinas de San Miguel y Puerto de la Esperanza por los vastos paisajes naturales y el clima frío que predomina durante buena parte del año, incluso con la presencia de nieve en
algunos meses.

Para los que gustan del ecoturismo, la presa López Mateos —ubicada en la comunidad El Varejonal— funge como el espacio propicio la práctica de la pesca y el campismo.

 

Atractivos turísticos:

1- Centro Histórico. Pasear por las calles de Badiraguato es una deleitosa experiencia visual para propios y extraños. La Casa de la Cultura “Héctor R. Olea”, la Iglesia de San Juan Bautista y el Auditorio Municipal “Héctor Castro Abitia” son parte de sus edificios más emblemáticos. 

2- Presa López Mateos. Ubicada en la comunidad El Varejonal funge como el espacio propicio la práctica de la pesca y el campismo.